¿Se acuerdan del Caso Poniente?

José María Sánchez Cañabate  · Almería

 270214

Es curioso esto de la justicia. Alguno de ustedes, quizás muchos, se acordarán del Caso Poniente, sin duda el caso de referencia en cuanto a la presunta o posible corrupción en la provincia de Almería, que estalló en octubre de 2009, es decir, hace ya cuatro años y medio. La frase es corta y se pronuncia fácil, pero la vamos a repetir, para que se pueda reflexionar en profundidad: ¡hace cuatro años y medio que  estalló el Caso Poniente y no sabemos a ciencia cierta nada de qué es lo que pasó!.

Esta mañana podemos leer en la prensa de Almería una información de la Agencia Europa Press, en la que entre otras cosas se dice que hoy se acomete el estudio del último de los informes de este caso por parte de la Agencia Tributaria y el Juzgado competente, con más de un terabyte de información ya procesada y 200.000 folios en papel.

Verdaderamente, la información no era poca y estos dos últimos datos son los que sustentan el razonamiento de por qué se llevan consumidos cuatro años y medio en dilucidar qué es lo que había metido en ese laberinto de, repetimos, presuntas corruptelas y relaciones también presuntamente al margen de la ley.

Pero el hecho de que la información fuera mucha no puede hacernos desviar la atención sobre lo que supone que las personas implicadas lleven cuatro años y medio en tierra de nadie, que las instituciones lleven cuatro años y medio bajo sospecha y que la ciudadanía mantenga sobre su cabeza la sombra de la duda durante ese casi ya un lustro.

A todos nos suenan los nombres de Juan Enciso y José Alemán, entre otros, pero en el caso están implicadas más de 70 personas, que simplemente están esperando a la justicia, como la estamos esperando todos los almerienses que seguimos sin saber qué pasó con tantos millones de euros durante una larga etapa en el Ayuntamiento de El Ejido y en la red de empresas que estaba tejida a su alrededor.

No debe tomarse este artículo como una crítica a la justicia. Seguramente habrá razones para la demora de casos como éste y como otros muchos, pero nos preocupa que esta situación se haya convertido en normalidad, puesto que las vidas de las personas son extremadamente cortas y cuatro años y medio son demasiados años.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>