Interalmería

Álvaro Fuentes Soler · Almería

 300915

No me cabe absolutamente ninguna duda de que la televisión municipal de Almería está al servicio del equipo de gobierno; como lo estaría si el equipo de gobierno fuera de otro grupo político; como lo está también Canal Sur al del partido que gobierna la Junta y TVE al que sostiene al presidente en La Moncloa, ahora y cuando gobernaba el PSOE; y cuando lo hacía UCD.

El pleno del Ayuntamiento de Almería, esta semana, se ha centrado bastante en la situación de Interalmería, que así se llama el ‘ente público’, en su parcialidad y en la de su programa ‘estrella’ nocturno, La Luna. Cualquiera que vea cinco minutos de dicho programa tendrá muy claro que es un programa absolutamente parcial, a favor del partido del gobierno. Pero repito: ¿Y qué?

¿Acaso ha inventado esto Interalmería? ¿Es quizás un pionero Antonio Felipe Rubio en esto de hacer televisión ‘a favor de’? No diré si estas cosas me gustan o no, pero lo que sí voy a decir es que está uno cansado de lo de siempre, de que nos tomen por tontos, de que parezca que hemos nacido todos, los ciudadanos, en el día de ayer.

La ‘orientación’ informativa es algo probablemente consustancial a los medios; ojo, a los públicos y a los privados. ¿O es que los medios privados no tienen su tendencia, su línea editorial, su ideología e incluso sus preferencias políticas? Evidentemente sí. Y no sólo ahora; siempre, a lo largo de la historia de la prensa.

Por eso, más allá de lo lícito o no de que la prensa oriente las informaciones según su conveniencia, lo que no me gusta es que nos hagan creer que estas cosas son exclusivas de determinados medios. En la prensa, la toma de decisiones pertenece a la dirección de las empresas, como en el resto de empresas, sea cual sea su objeto social. Y la dirección de cada empresa tiene sus inclinaciones. Exactamente igual que el resto de personas que trabajan en ellas.

Los medios de comunicación no son un reflejo leal de la realidad, sencillamente porque están hechos por personas, subjetivas, con sus orientaciones y sus maneras de enfocar las cosas. Los públicos y los privados; Interalmería y los que no son Interalmería. Convendría que los propios medios lo recordáramos de vez en cuando a nuestra audiencia, para que nadie viva engañado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>