Estúpidos con pinta de nazis

Tomás López · Almería

231017

Ante una nueva muestra de vandalismo urbano y filo-fascismo, como fue la aparición de pintadas de este tenor en el monumento que los almerienses tenemos en la zona del Cable Inglés en homenaje a las víctimas de los campos de concentración nazis, la reflexión es que resulta difícil de creer que haya almerienses tan estúpidos como para ser de verdad nazis.

Tal monumento ha aparecido un día de la pasada semana con dibujos naxis, cruces gamadas y dianas apuntando a los símbolos que homenajean a las víctimas. El Ayuntamiento se ha puesto manos a la obra para eliminar tal acto de vandalismo callejero, pero lo que no se borra con la misma facilidad es la discapacidad intelectual de quienes así se comportan.

Uno no puede por menos que pensar que quien se identifica con el nazismo en una ciudad como Almería y a estas alturas de nuestra historia, o bien es un perturbado o bien es alguien que no tiene ni idea de qué va esto del nacionalsocialismo, Hitler, la alemania nazi, la Segunda Guerra Mundial y todo lo que rodea a la historia a la que nos referimos.

No es posible encontrar otra explicación a quien mancilla el honor y la memoria de quienes fueron asesinados durante la Guerra Mundial en campos de concentración, tan sólo porq su raza, por sus creencias religiosas, por su condición sexual o por su nacionalidad.

Defender eso es ser igual de criminal que quienes cometieron aquellas atrocidades. Y uno se niega a pensar que entre las personas que nos cruzamos cada día por la calle hay criminales de ese calibre.

Es evidente que, en este caso, como en otros muchos, como en la conciencia colectiva que se ha creado en Cataluña y como en otros muchos casos, lo que falla está siendo la educación. Y no cabe duda de que trabajar en este sentido para obtener resultados es algo que no va a durar una semana ni un año.

Nuestro país tiene un agujero negro en la formación y la educación, en el estudio y la enseñanza de aspectos que son absolutamente básicos. Mientras ello no sea solucionado, seguirán surgiendo como setas jóvenes cuyas ideas se basan en la más absoluta nada y que creen profesar ideas tan peligrosas como el nazismo o el racismo.

Es muy evidente que no estamos ante un problema que se solucione con una máquina de limpiar pintadas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>