El Mesón Gitano y el Colegio de Arquitectos

Álvaro Fuentes Soler  · Almería

 250414

Decía ayer en Ideal, el presidente del Colegio de Arquitectos de Almería, Javier Hidalgo, que confían en que el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía paralice el proyecto del Mesón Gitano. Suena fuerte, ¿verdad? Pues sí. Sinceramente, no sabemos muy bien cómo se ha llegado a esta situación, como tampoco sabemos si realmente hay motivos para paralizar el proyecto, si éste se atiene a lo que dicta la legalidad vigente, si está mal tramitado o enfocado por el Ayuntamiento o si se atiene correctamente a los cánones del programa de Fondos Europeos que lo financia.

Lo que sí sabemos con seguridad es que Almería es la tierra de los proyectos paralizados. Cuando no es Pedro es Juan, cuando no son luchas políticas son celos, o chapuzas institucionales, o meteduras de pata institucionales, o falta de fondos, u olvidos, o desdenes o cualquier motivo que se nos ocurra. El caso es que aquí los proyectos cuesta arrancarlos y terminarlos mucho más que en cualquier otro lugar.

Es curioso que nos vamos a juntar, en Almería, con un Tren de Alta Velocidad que no llega, un soterramiento del ferrocarril que no arranca, un hotel en una paradisiaca playa de El Algarrobico a medio hacer y cuyas ruinas nadie va a poder derribar, una conexión entre el tren y el barco sin modelo ni proyecto y, ahora, quizás, una obra emblemática para la ciudad y para su necesitado casco histórico también posiblemente paralizado.

Y claro, uno se pregunta, ¿nos merecemos esto los almerienses? Porque somos gente normal, como otros cualesquiera, que pagamos impuestos, que nos gusta disfrutar de la vida, queremos a nuestra ciudad y nos gustaría que estuviera lo mejor posible. Y nos preguntamos también si no había otra manera de arreglar este tema que un recurso a los tribunales que pretenda paralizar la obra más importante que se ha planteado en nuestro casco histórico en décadas, por no decir siglos.

Está muy bien que el Colegio de Arquitectos no esté de acuerdo con el proyecto, que a la Junta de Andalucía no le guste, que hay quien piense que lo podría haber firmado otra empresa y construido la que fuera, pero algunos ciudadanos, quizá muchos, pensamos que lo más importante es que se haga, porque con el Mesón Gitano y el proyecto que ha sido aprobado, gana Almería, ganamos los almerienses y sobre todo gana una zona de la ciudad que necesita ser revitalizada.

No criticamos con esto al Colegio de Arquitectos, puesto que no sabemos si en el fondo lleva razón. Lo que no nos gusta son sus formas, puesto que creemos que está muy por encima de todo el hecho de que por fin alguien haya pensado en darle vida a esa zona de la ciudad y, sobre todo, que el proyecto se haga y se haga lo antes posible. No creemos que sea pedir demasiado.

Previous Post

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>