Campaña electoral y Testigos de Jehová

Tomás López · Almería

 270315

Indudable y lamentablemente, la noticia de la semana no puede ser otra que la de la tragedia aérea de Los Alpes, de la que cada día conocemos más escabrosas novedades. Sin embargo, en nuestro ámbito más cercano, en Andalucía, hay otra noticia que nos toca de lleno y que también es ‘para echarle de comer aparte’.

La señora Irene Sabalete, delegada de Empleo de la Junta de Andalucía en Jaén, se ha visto involucrada en el Caso de los Cursos de Formación, como también la ex delegada en Almería, Francisca Pérez Laborda, que por cierto fue detenida con toda la resonancia mediática y puesta en libertad al día siguiente, con lo cual nos volvemos a preguntar si no sería más justo y prudente que este tipo de detenciones se llevaran a cabo en secreto, para preservar la presunción de inocencia de cada uno.

Pero vayamos a la señora Sabalete, que al margen de si está o no pringada en el caso de la Formación, que eso lo tendrán que decir los jueces, ha visto cómo se hacía pública una conversación que tenía en mitad de una reunión con subordinados suyos, a los que pedía que hicieran campaña electoral en favor del PSOE, so riesgo de perder su puesto de trabajo si no ganaba este partido.

Realmente el comportamiento de doña Irene es tan lamentable como falto de la más mínima inteligencia, puesto que cualquiera que mínimamente supiera hacer la ‘o’ con un canuto podría sospechar de riesgo de que le estuviesen grabando en tan delicado discurso.

La señora Sabalete, ingeniosa en la labor de proselitismo político, llegaba a comparar la actitud que tenían que adoptar sus subordinados en campaña electoral con la de los testigos de Jehová e incluso les decía que, mientras durase la campaña, debían abandonar sus ocupaciones profesionales, aquellas por las que les pagamos todos los ciudadanos españoles, para dedicarse a captar votos para su partido, el de la señora Sabalete, no el de los pacientes trabajadores que aguantaron estoicamente la ‘chapa’ predicadora de la ya, afortunadamente, ex delegada de Empleo.

No han faltado quienes echen mano de este suceso para explicar por qué el PSOE gana una y otra vez en Andalucía, sea cual sea su gestión, desde hace treinta años, catalogando la situación como clientelismo político.

Esta situación será más o menos real, pero lo que está claro es que grabaciones como la que le han ‘pillado’ a doña Irene no ayudan, en absoluto, a desmentir esa situación.

Eso sí, lo que tendríamos que saber es si en Jaén, en Sevilla, en Bollullos o en Almería, este tipo de comportamientos de los políticos son o no son habituales. Porque a lo mejor nos llevamos una sorpresa…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>